Lady Bird (La Reseña sin spoilers)

Lady Bird (La Reseña sin spoilers)

Votos: 1 Puntos: 5

Por Rockberto Jiménez

 

Lady Bird es una película que está nominada a 5 premios Oscar en las categorías de: Mejor Película, Mejor Actriz, Mejor Actriz de Reparto, Mejor Director y Mejor Guion Original. Ante tales credenciales de presentación es imperativo darle un vistazo a esta cinta escrita y dirigida por Greta Gerwig, para comprobar si es o no merecedora de tantas atenciones. 

La cinta nos narra la vida de Christine McPherson o Lady Bird como suele autonombrarse; aspecto que desde ahí nos da un indicador de la rebeldía del personaje interpretado por Saoirse Ronan

La desobediencia de Lady Bird no solo se debe a su edad (una joven a punto de ir a la universidad), sino a esa “hambre” de ir más allá y no conformarse con lo limitante que ofrece su contexto de vida; aspecto que crea una relación difícil con su madre (Laurie Metcalf), quien lo toma como un acto de egoísmo. Por otro lado, el padre (Tracy Letts) de Lady Bird, trata de apoyarla en la medida de sus posibilidades; convirtiéndose en el eterno cómplice de la joven estudiante de una escuela católica ubicada en Sacramento.  

La cinta es una comedia ligera, entretenida; con una duración de hora y media que aunque con una historia situada en el país de la bandera de estrellas y franjas rojas, logra transmitirnos esa búsqueda de identidad por la que todos hemos pasado en nuestra juventud sin importar nuestra nacionalidad. Lady Bird nos habla en un lenguaje universal y nos remonta a aquellos años donde el encajar en cierto tipo de círculos parecía lo más importante del mundo. Así mismo nos traslada a esos momentos decisivos y hasta angustiantes que terminan siendo fundamentales en la construcción de un futuro en los años venideros. Lady Bird también nos adentra en temas tan íntimos como el despertar sexual, las primeras decepciones y por supuesto el recorrer todo este camino de vida de la mano de una entrañable amiga como lo es Julie, encarnada maravillosamente por Beanie Feldstein

Dicho lo anterior podríamos augurar un Oscar como mejor guion original, de esta historia que es idónea para ver en familia y en esos momentos donde necesitamos un poco de inspiración para atrevernos a buscar nuevos horizontes.