Last Flag Flying o Reecuentro, una película recomendada de principio a fin

Last Flag Flying o Reecuentro, una película recomendada de principio a fin

Votos: 1 Puntos: 5

Por Rockberto Jiménez

@rockbertoj1 

 

Reencuentro o Last Flag Flying es la cinta que reúne a los reconocidos actores Steve Carell (Virgen a los 40), Laurence Fishburne (Matrix) y Bryan Cranston (Breaking Bad) para presentarnos la historia de tres amigos que en su juventud combatieron en la guerra de Vietnam. El Reencuentro sucede cuando luego de varios años,  "Doc" (Carrell); decide reunirlos para que lo acompañen durante todo el proceso del funeral de su hijo quien murió en la guerra de Irak. 

Al primero que decide contactar es a Sal (Cranston), un hombre solitario con buen sentido del humor, quien actualmente trabaja y vive en su propio bar. El segundo y últomo en la lista a visitar es Muller (Fishburne), quien vive felizmente con su esposa y ahora es un respetado reverendo de su comunidad.  

El viaje que estos antiguos camaradas están a punto de emprender, los conducirá a una evocación nostálgica tanto de vivencias tristes, así como de anécdotas divertidas que compartieron en su etapa en la milicia. Es justamente esta travesía la que hace a Last Flag Flying, una película digna de ser recomendada ampliamente. Las actuaciones son simplemente geniales, al igual que sus respectivos diálogos, los cuales te llevan por una montaña rusa de emociones, que van de la risa extrema a la reflexión absoluta. En lo personal AMÉ como no tienen una idea, la participación de Bryan Cranston. El hombre se lleva la película de principio a fin y nos vuelve a demostrar con su trabajo el porqué es un consagrado de la actuación de estos últimos tiempos.  

De lo lamentable de este filme dirigido por Richard Linklater (Boyhood,Escuela del Rock), es que su trailer o comercial que promociona esta historia en diversas redes sociales, no refleja lo maravilloso que es esta película.  

Last Flag Flying o Reecuentro es un must para disfrutarla con amigos y recordar que una de las cosas más maravillosas que podemos hacer en vida es el compartirla con esos hermanos que no fueron de sangre, pero que conforme el cabello se vuelve gris, terminan siendo parte de tu familia por elección.